REGION - La Pampa
Semanario REGION
Del 3 al 9 de Octubre de 2014 - Año 24 - Nº 1.151
R.N.P.I. Nº 359581

Redacción: Urquiza 640 - Tel (02954) 387-800 rotativa
(L6300EAN) Santa Rosa - Provincia de La Pampa - Patagonia Argentina
Director: Gerardo Yanes
  
Proyecto y Propuesta Viaducto Bioceánico de Bahía Blanca (Argentina) a Talca (Chile)

Viaducto Bioceánico de Bahía Blanca (Argentina) a Talca (Chile)

He nacido en Caleufú – La Pampa – en 1922 y desde que tuve uso de razón y posibilidades de expresarme políticamente, he clamado por la necesidad de contar con agua potable sin sedi-mentos cancerígenos, digo esto basado en una investigación publicada por la Secretaría de Medio Ambiente de la Nación que identificó áreas arsenicales al menos en 16 provincias (435.000 Km 2.). de hecho Argentina es uno de los países con mayor población expuesta en el mundo y dentro de ella, La Pampa cuyo agua para todo uso es subterránea.

Estuve en función de gobierno desde 1956 a 1962 y durante ese período cumpliendo con mis funciones recorrí y conocí al Río Colorado, comenzando por Bajo de Los Baguales, La Adela, Pichi Mahuida, Casa de Piedra, Colonia Chica, 25 de Mayo, Gobernador Ayala, luego el Río Barrancas, el Río Grande y más adelante el nacimiento de El Cobre y El Tordillo en Mendoza limitando con Chile, o sea que conocí a toda esa zona donde “potencialmente” teníamos toda el “agua Nívea” que necesitábamos.
Con el transcurso del tiempo consciente o inconscientemente La Pampa fue agredida por la actitud egoísta y poco amistosa de la hermana provincia de Mendoza presionada por el poder económico de los terratenientes, que, a pesar del “convenio de condominio” del Río Colorado firmado por los respectivos Gobiernos de las provincias ribereñas, Mendoza siguió con sus característicos cierres del Atuel.
En 1956 comenzó oficialmente mi gestión de gobierno con el escribano Víctor Arriaga, y en 1958 como funcionario del Gobernador Dr. Ismael Amit, (con Arturo Frondizi como Presidente), mas adelante, desde el Partido Intransigente con el Dr. Oscar Alende hasta su muerte.
A pesar de haber abandonado la militancia política partidaria, nunca abandoné mi preocupación por intentar cambiar la situación de la Zona de Secano de mi Provincia donde solo vive menos de un habitante por kilómetro cuadrado.
A fines del año 2000 entré en la lista de los atrapados por el cáncer, oportunidad que me hizo pensar en mi vida, en el agua que tomaba y también en la posibilidad de mi muerte y la de tan-tos pampeanos sin cobertura y de manera especial con el generalizado uso del glisfosato a causa de las cada vez más extendidas explotaciones sojeras. (considero válida esta aclaración para entender el énfasis que pongo en este reclamo).

Este proyecto es más fruto de la “imaginación” de un hijo de La Pampa, que ha sufrido, visto, y ve sufrir las consecuencias que produce en los humanos la mala calidad del agua de nuestro subsuelo y las que se derivan por esta causa, especialmente en la zona de “secano”, inclusive la desertización que se produce por la falta de agua dulce.
Este lamentable panorama no sólo se debe a la actitud egoísta y de falta de solidaridad de los mendocinos sino también atribuible a los distintos gobiernos pampeanos que no han sabido reclamar el cumplimiento de los compromisos asumidos en su momento, sino que han adoptado una actitud poco menos que servil al aceptar el cambio del caudal de agua que pertenecía a nuestros sufridos oesteños por la que algunas veces les sobra.
Y esto no es todo, sin resolver el tema luego de un profundo estudio ambiental, deciden concretar una toma de agua del Rio Colorado en las inmediaciones de Pichi Mahuida, lugar donde el agua llega después de pasar por las zonas de exploraciones petrolíferas con frecuentes derrames de petróleo y las sales y sedimentos acumuladas en los canales donde se preparan para su explotación frutihortícola, o sea, con toda la sal acumulada en los canales de la capa freática volcada en el río.
Queda claro que la “imaginación” de la que hablamos al principio, históricamente ha sido el germen de increíbles descubrimientos en beneficio de la humanidad, pero las pocas luces de quienes tuvieron responsabilidad en la resolución de este problema utilizaron dádivas o pre-bendas para hacer sus negocios y continúan con actitudes seguidístas, por un lado aportando al proyecto mendocino y por el otro, queriéndolo resolver instalando una estación de potabilización y bombeo de un agua de dudosa calidad, de dudosa cantidad y de alto costo de explotación y mantenimiento del Acueducto en su largo recorrido.

Frente a esta realidad, proponemos una obra de carácter geopolítico, un Viaducto Bioceánico que una al océano Atlántico desde Bahía Blanca (Argentina), con el océano Pacífico en Talca (Chile) aprovechando el Paso Pehuenche y con una infraestructura suficientemente capaz de contener un ramal ferroviario y vial incorporándole un acueducto con caudal adecuado y que conducirá suavemente agua nívea para el consumo humano, para el riego por goteo, de mini emprendimientos (PyMEs) que se irán instalando en su recorrido – ahora semi desértico - que sin prisa pero sin pausa, irán cambiando la fisonomía del oeste pampeano, con más población, y más salud, y que podrá declarar de “utilidad pública y sujeto a expropiación la franja de tierra que se considere necesaria” y al tratarse de una obra tan importante a realizarse en el centro de la República, erradicando al desierto, se convertirá en una Obra se Interés Nacional que por su Importancia Geopolítica bien podría llamarse “la Obra del Siglo” y si se me permite continuar con la “imaginación” enunciada en un principio, contemplemos la necesidad de ir construyendo Estaciones Ferroviarias cada 100 Kms. por lo menos, para la atención de las formaciones de trenes (recordemos que históricamente Argentina se fue poblando alredor de estaciones de FFCC), también en las autopistas la necesidad de Estaciones de Servicio para la atención de los vehículos de carga, de pasajeros y particulares y viviendas para contener a los nuevos productores y pobladores, Escuelas, Postas Sanitarias, Proveedurías, etc.
Hasta aquí queda clara la necesidad de la obra y con respecto a su factibilidad lo he conversa-do con Ingenieros, Geólogos, y técnicos de YPF expertos en el tendido de oleoductos, acue-ductos y me informaron de que en Malargüe se está construyendo una toma en el Río Grande con un embalse que serviría a este proyecto por su ubicación por la cercanía y por su desnivel ideal que combina el lento declive del acueducto con el suave ascenso de la autovía.
Lo único que quedaría por conocer es el costo de la obra, su planificación y posterior financia-miento, que quedará en manos de la empresa que la licite, y dado el largo tiempo que llevará semejante obra además de requerir especialista, dará trabajo a muchos pampeanos y a traba-jadores de la zona limítrofe

Colaboración: Raúl Heraldo Gallo – Agosto 2014

Bookmark and Share

<<Buscar notas relacionadas dentro de www.region.com.ar
<<Volver a la página anterior
<<Volver al inicio

 
 
 
 
 
 
Guía REGION de La Pampa - Semanario REGION - Mapa REGION de La Pampa
Guíaplano REGION de La Pampa - Guías de Servicios REGION - Hojas de Rutas REGION
Suplementos - Impresión de diarios y revistas - CD-ROMs - Software - Publicidad

www.region.com.ar - Copyright © REGION® Empresa Periodística. Todos los derechos reservados
Redacción, Administración y Publicidad: Urquiza 640 (L6300EAN) Santa Rosa - La Pampa - Patagonia Argentina
Telefax: DDI (54-2954) DDN (02954) 43-2164 rotativa - E-mail: click aquí